martes, 9 de mayo de 2017

Zoom: ciento y pico novelas a escala y 18 fajas promocionales



¿Es una locura reeditar un libro que ya tuvo éxito de ventas y críticas en su primera editorial con los tiempos que corren?
Sin duda, pero una editorial como Talentura, que apuesta desde hace años por el microrrelato, no podía permitir que Zoom. Ciento y pico novelas a escala, de Manu Espada, quedara en el olvido.
Para ayudarnos a minimizar la sensación de locura, el Colectivo Extrañamiento preparó para la presentación en Madrid unas fajas promocionales. Para ello contactaron con estupendos microrrelatistas que ya habían leído el libro. El resultado es el que sigue (gracias a los que participaron, a los organizadores y a los "fajeros"):

Zoom es el modo que encontró Manu Espada para hacernos sentir inferiores a los demás microrrelatistas. (Esteban Dublín)

Leer Zoom es asistir a una clase magistral de microficción desde un cómodo sillón. (Nicolás Jarque)

Un autor cuya obra ha venido a ocupar el abismal vacío que, en lo breve, había dejado tras de sí el chiste del perro Mistetas. (David Vivancos)

Zoom: el Manu-al para todo microrrelatista que se precie. (José Manuel Dorrego)

Si crees que lo has visto todo, es porque aún no has leído con este Zoom. Manu Espada te acerca a la realidad de las cosas, de la vida. (Ana Vidal)

El francotirador saca su cámara, acciona el zoom y capta el brillo y la luz: ciento y pico filigranas de tinta que brillan bajo la mano que desliza sobre el papel la pluma. (Lola Sanabria)

Zoom ha sido más que un enfoque, más que un acercamiento a ese fragmento invisible que no ve el ojo humano. Con Zoom y con las herramientas que Manu nos ha proporcionado, muchos hemos pasado, en la escritura del microrrelato, de llevar un pañuelo de cuatro picos en la cabeza, a intentar lucir paredes. (Elena Casero)

Si el carro del microrrelato en España estuviera tirado por un buey largo y noble, este buey sería Manu Espada. Y si buey fuera un símil pesado y lento, digan salmón. Un salmón que tira de un carro. (Gabriel de Biurrum)


Con un poco de zoom parece personaje secundario, con un poco más casi queda fuera de temario, pero al conseguir enfocar correctamente, descubrimos a Manu Espada, el Maestro del microrrelato, quién mejor para enseñarnos las herramientas para escribir este género. (David moreno)


Manu es un maestro entre los maestros. Zoom enfoca con precisión la realidad para convertirla en una ficción y crea mundos imaginarios que parecen ciertos. Una nunca sabe si se está tomando un café en una terraza, o está dentro de la taza esperando que se lo trague el café. Y todo con una engañosa a la vez que pasmosa facilidad. (Mar horno)

A principios del siglo XXI, un hombre inventa un extraño artilugio que, manejado con destreza, permite condensar grandes imágenes en textos breves, modificando de esta manera la escala de las historias. Su nombre: Manu Espada. El Artilugio: Zoom. (Ángeles Sánchez)

Cuando el microrrelato despertó, Zoom ya estaba allí. (Víctor Lorenzo)

Mucho antes de que se decidiera a enseñar cómo escribir en pequeñito a través de su manual Las herramientas del microrrelato, mucho antes, seis años concretamente, Manu Espada ya dio lecciones, indispensables para los que seremos siempre aprendices, con este Zoom que tienes en las manos. (Miguelángel Flores)

Manu Espada posee la mirada de cirujano que el buen microrrelatista ha de tener. Este hecho, junto a su amor por el cine, hace de Zoom un libro imprescindible. (Ginés Cutillas)

Cada una de las páginas de este libro le pondrá un zoom a su imaginación. No se lo pierda. (Martín Gardella)


Zoom, la enormidad de lo pequeño. Una gran colección de historias mínimas. (Rosa Martínez)

Precaución: material altamente sorprendente. (Susana Camps)

Manu destripa las historias con su Espada y las recorta hasta el hueso. (Eva Díaz Riobello)

Después de lo leído, ¿no dan ganas de hacerse con un ejemplar aunque ya tengamos la primera edición? Comprenlo. Coleccionenlo. Regalenlo. Recomiendenlo. Toda la información del libro en el siguiente enlace:

0 comentarios:

Publicar un comentario